Los baños Termales en Roma

Roma, Historia y Cuna del Derecho

jueves, 1 de octubre de 2015

¿Y la Justicia?

Después de CINCO MESES, SEIS quejas a la OCMA, la publicación del trabajo de PROJUSTICIA sobre esta institución que data de DIEZ AÑOS atrás, el juez Suarez Burgos concedió mi apelación. Mas el asunto no queda ahí, deben notificarme físicamente y devolver las cédulas al juzgado, luego de lo cual se remite con oficio a la Sala Civil que corresponda. Todo este trámite no debe demorar más de DIEZ días.
Por el bien de la justicia, para que el esfuerzo de un grupo de personas realizado hace una década sin que en la hora actual verifiquemos mejoría alguna en el Poder Judicial y todos sus estamentos, por el contrario, la corrupción se ha entronizado y la antijusticia flamea su nefasta bandera, QUE SE INVESTIGUE al juez Suarez Burgos y a todo el personal de su despacho, signos de riqueza, relaciones personales, cuentas bancarias y demás.
NO ha existido una sola razón sustantiva o procesal para que encarpetara mi Amparo contra Prima AFP por CINCO MESES, salvo que la antijusticia haya cobrado su precio.
Se suspendió a una magistrada por no disponer prisión para un grupo de vándalos, ¿porqué?, ¡¡¡¡porqué los medios, además de los hechos mismos!!!! exigían una sanción, mas, alguien puede creer que la estupidez pueda alcanzar dimensiones tan colosales y que una juez resuelva contra los deseos de la sociedad y poner su cargo y medio de vida en la picota, no pues, sólo Suarez Burgos hubiera actuado como quería la sociedad, como un pobre diablo sin personalidad, menos valentía para disponer la libertad de los imputados porqué el MP no había aportado los argumentos indispensables para ordenar su detención.
Suarez Burgos prevaricó al declarar improcedente mi demanda y se hizo la pichi en CINCO QUEJAS todas presentadas a la OCMA, jejejeje, este es el Perú, nos preocupamos por lo que no podemos resolver y nos volvemos sordos, mudos y la cobardía fluye en la piel como el sudor del labriego después de su jornada cuando se trata de defender derechos personalísimos.

No hay comentarios: