Los baños Termales en Roma

Roma, Historia y Cuna del Derecho

domingo, 6 de diciembre de 2015

“Democracia – Aseguradoras y la plata les llega sola”

La democracia tiene como su pilar fundamental la “libertad” en todas sus manifestaciones, en el Perú este sistema de convivencia humana, felizmente no el único, tiene su propia interpretación y aplicación práctica.

En la clausura de la CADE 2015, escuchamos al Presidente peruano hablar de democracia, los que lo antecedieron y los candidatos “invitados” se bañaban en democracia, sin embargo, el evento distaba mucho de serlo, pero no voy a comentar tal circunstancia, sí, por ejemplo, la posición de un candidato frente a los regímenes existentes en países vecinos y hermanos a los que les imputó ausencia democrática, pidiéndole al pueblo de una nación en particular terminar con el oprobio que significan las dictaduras (no hay democracia, por ende, sin libertad), naturalmente desde su análisis de tal realidad, que  los asistentes compartieron aplaudiendo el llamado del candidato, mas este mismo y voluminoso sujeto NO dijo una sola palabra sobre la oposición  a la devolución de los fondos que los clientes de las AFPs, tienen al cumplir la edad de jubilación y lo solicitan, en lugar de estar OBLIGADOS a elegir entre dos opciones, ambas perjudiciales sin importar el monto que pudieran tener y la pensión que el capital acumulado genera. Tampoco se manifestaron los otros candidatos, ¿por qué? la cuestión es muy simple, “hay silencios que retribuyen apreciables compensaciones” aunque sean sólo propinas para los que se benefician del mismo (el silencio).

Lo antidemocrático de los que defienden que la norma sea observada y conminan al Congreso a no insistir en ella, es precisamente la negación a la LIBERTAD de ELEGIR y con ello mandan al inodoro la democracia.

Tenemos (es un decir) la libertad de elegir a quién nos gobierna, de comer en un restaurante de cinco tenedores o en el puesto de un mercado y tantos estos como aquellos (donde podemos comer) nos presentan múltiples posibilidades; Para cepillarnos los dientes hay en el mercado infinidad de cremas dentríficas y de todo precio, muchas necesidades de la vida diaria pueden ser satisfechas gracias a las ofertas que existen en plaza, otras son un mentís a ese derecho, como leer los diarios, en manos de dos grandes grupos (uno más grande que el otro) cuyo único objetivo es manipular y someter  la libertad !!!DE PENSAR¡¡¡.

Esta “limitación a pensar” es la dirección seguida por los que reconociendo que el Sistema Privado de Pensiones debe modificarse, se oponen a la devolución de los fondos a quienes han cumplido la edad para ser pensionistas.

¿Por qué es una limitación a pensar?, porqué NO defienden ningún sistema sino el aprovechamiento que han conseguido del mismo, en perjuicio directo de los clientes de las AFPs.

Debo insistir en este análisis pues existen personas que piden un debate técnico, incluso internacional (bueno el que propuso lo último es un idiota redomado los otros por el dinero que cobran), el asunto es muy sencillo:

Las AFPs captan los aportes de sus clientes por “x” números de años –lo ideal, para ellas, sería que sean no menos de 40- a los que se suman las ganancias y se restan las pérdidas de rentabilidad, arrojando finalmente “Y” cantidad de Nuevos Soles. El pensionista tenía hasta ahora sólo dos opciones, escoger entre la Renta Vitalicia y el Retiro Programado, puede seguir con estas si el Presidente observa la Ley y el Congreso no insiste en promulgarla.

Muy bien, siete de cada diez pensionistas deciden por la Renta Vitalicia hasta ahora, ¿Por qué? Pues porque es ¡vitalicia! Es decir hasta que el pensionista muera. En el retiro programado la pensión dura mientras dure el fondo y NUNCA dura todo el tiempo que le resta de vida.

La renta vitalicia se contrata con una “Aseguradora” quien, como es obvio, no ha tenido el menor trabajo para que en un día de un mes cualquiera o muchas veces en ese mismo mes y los demás meses  dentro de un año calendario, reciba “Z” cantidad de dinero, por los cuales asegura determinada suma como pensión para el resto de la vida que le quede al jubilado.

En buen romance, las Compañías de Seguros, propiedad de los dueños de las AFP, han estado recibiendo de manera sostenida y progresiva, desde que se empezaron a pagar pensiones, sumas de dinero que han destinado a incrementar el desarrollo de las empresas vinculadas o de propiedad directa de la Aseguradora, también incrementando su participación como accionistas de otras, tanto nacionales como extranjeras, en pocas palabras se han enriquecido con la plata de los aportantes de las AFP.

Naturalmente las Aseguradoras no quieren perder la mamadera y, como quiera que, para algunos visionarios del hedor, las AFPs se constituyeron como un gran negocio y ello ha dado a luz a un beneficio previsto en la norma de creación que nadie leyó, entendió o se proyectó (entre ellos este abogado, sino hasta después de mucho tiempo) y que se asumiera como de buena fe por los cuentos de los captadores de incautos de estas estafadoras, HOY ALEGANDO QUE NOS HAN ENGAÑADO Y QUE ESE ENGAÑO DEBE MANTENERSE PARA QUE PUEDAN SEGUIR “CRECIENDO” (por ejemplo, que Alicorp lance al mercado una nueva marca de aceite, que aumente su capital o que se endeude en el extranjero emitiendo bonos corporativos, para beneficio exclusivo de los dueños, pagando los intereses CON NUESTRA PLATA que no les cuesta ni un respiro) se oponen a que los pensionistas tengan tres alternativas para escoger: Renta Vitalicia, Retiro Programado o Retirar en una sola armada todo el fondo, ¡¡¡por eso PPK  decía: los jubilados van a retirar todo y no habrá plata, jajajajaj!!!!! O, cuando el mago Luís Valdivieso  dice que el Sistema se convertirá en imprevisional en lugar de previsional, estaba pensando en sus jefes y este infeliz, según he escuchado fue ministro de economía del panzón García Pérez, jajajajajaj!!!!!!.

Si el Presidente OHT, por el cual no tengo ningún respeto,  observa la Ley, habremos comprobado una vez más que elegimos (voté por el y no terminaré nunca de arrepentirme) a un don nadie, arribista, calculador, un mercenario de la política.

No hay comentarios: