Los baños Termales en Roma

Roma, Historia y Cuna del Derecho

jueves, 18 de mayo de 2017

POBREZA - GRAÑA y MONTERO

POBREZA – GRAÑA y MONTERO

Instituciones nacionales como el INEI (Instituto Nacional de Estadística e Informática) en el Perú, u organismos internacionales o multilaterales, publican con frecuencia anual, bi-anual o quinquenal, datos estadísticos sobre la pobreza en la Nación de la que se trate y en el Mundo respectivamente.

Estos datos son una variable a considerar en la toma de decisiones por quienes gobiernan el País o el Mundo, obviamente no sé qué peso puede tener al decidir por tal o cual política los datos sobre la pobreza en el nivel respectivo.

Por ejemplo el  índice “Gini” que mide la desigualdad entre naciones es un cuadro estadístico, pero este índice para mí no vale ni un “Cienpies” cuando comparo el “muro que separa una exclusiva zona de Surco con la pobreza del otro lado; Comprendo perfectamente las diferencias en la medición del índice y la que he utilizado para restarle valor, la intención es hacer notar que las Estadísticas arrojan en todo los casos datos irreales e inclusive falsos, ¿Por qué?, veamos:

La Estadística mide el comportamiento de algo entre el mínimo y máximo que lo afectan, así por ejemplo, cuando las AFP (un engaño o robo sellado por la ley contra los trabajadores) sostienen que el promedio de sus pensiones  es superior al que abona la ONP contra quien se compara, miente descaradamente pruebas al canto:

Utilicemos para la demostración a 100 trabajadores; en la ONP el mínimo es S/. 400.00 y el máximo S/. 800.00 en números redondos, en las AFP NO existe mínimo referencial pues depende del fondo acumulado. De estos cien, sólo el 10% en el caso de la ONP perciben el máximo y en las AFP sólo el 10% recibe S/. 8,000.00 el resto de clientes S/. 300.00 (en mi caso y antes que retirara el 95.5% mi pensión era de S/. 284.00), los datos resultantes serían los siguientes:

Para la ONP el promedio sería de S/. 440.00  mensuales y
Para la AFP el promedio alcanzaría S/. 1,070.00 mensuales.

En ambos casos los datos NO corresponden a la realidad, es decir son falsos, si trasladáramos el procedimiento descrito a cualquier otro análisis, como el que una señora de apellido Mujica del Ministerio de Desarrollo e Inclusión Social (MIDIS) ha informado para focalizar la pobreza dotando de recursos a los Municipios para que puedan contar con la logística necesaria y evitar el fraude tanto del encuestado como del encuestador, decía esta señora que se verificaría las condiciones materiales en los Asentamientos Humanos (si tienen artefactos eléctricos, vehículos etc).

El resultado nunca reflejará la realidad serán datos falsos, ¿Si todo es falso cómo podemos medir la pobreza?, en mi opinión NO realizar estudios de esta naturaleza, si deseamos combatir la pobreza en el agro como referencia donde se identifica con mayor certeza, debemos preguntarnos:

1.- Si dotamos de servicios básicos y construimos carreteras interprovinciales y de penetración serán aprovechadas por los agricultores pobres?.

2.- ¿Qué tipo de cultivo tienen, cual su grado de comercialización y requerimiento nacional o internacional?, ¿Cuál su capacidad de producción?, ¿El terreno que tiene puede ser útil para otros cultivos?.
3.- ¿Qué tipo de maquinaria necesitan y si podemos iniciar su fabricación en el País?.

4.- ¿Cuánta logística podemos acercar al centro de producción para abaratar los costos?.

5.- ¿Es posible tener un centro de producción uniendo a muchos agricultores y pasar a la etapa de industrialización?.

Pienso que estas preguntas NO se visualizarán en su dimensión concreta si las decisiones se toman basadas en estadística como el de "estudios de la pobreza".

FIN DEL TEMA POBREZA             

¿Qué tengo que decir de Graña y Montero?, que siguen teniendo el mismo poder del que gozaban antes del escándalo brasileño, y  los que están en el gobierno  salvo nuestro Presidente Constitucional por razones obvias, están asegurando su confort e ingresos  sustanciosos y  particulares futuros. ES UNA SINVERGUENCERÍA que Graña y Montero participe.  Pienso más bien que las constructoras peruanas y extranjeras que participen en la reconstrucción ESTEN OBLIGADAS A CONTRATAR AL PERSONAL que se ha quedado sin trabajo como consecuencia de las investigaciones a Odebrecht y la paralización de sus obras.

Debe de abrirse con ese objetivo un padrón de los trabajadores en paro y sus especialidades de manera que se facilite su contratación por las empresas ganadoras.

Contratarlos sería un acto de justicia para con la POBREZA y no darle dinero a Graña y Montero para que pague su deuda con la sociedad.





No hay comentarios: