Los baños Termales en Roma

Roma, Historia y Cuna del Derecho

martes, 4 de abril de 2017

Hugo Guerra García y las Fuerzas Armadas


“Corresponde entonces interponer una acusación constitucional contra estos magistrados, quienes burlan el principio de que el TC no es un órgano de doble instancia.
Corresponde también que los parlamentarios acojan de inmediato la acusación y que el Ejecutivo se pronuncie contra del abuso de derecho.”

El artículo del señor Hugo Guerra, recomiendo que lo lean, pide denunciar a los miembros del TC porqué han reabierto el proceso de “El Frontón” donde murieron muchos seres humanos.

No estoy en condiciones de opinar sobre si tal decisión es buena o mala, critico el derecho fundamental a expresarse libremente y como este se usa según sean los intereses que se protegen y por ello los amos del poder han puesto en primera línea a los “marines” de la manipulación contra un proyecto presentado por los robongresistas de FP y demás epítetos que más de una vez los he escrito.

El día de ayer en el programa de Nicolás Lucar a las diez de la mañana, como el JUSTO derecho constitucional a ser informado con verdad y libremente, me enteré que las investigaciones sobre la muerte de un policía que laboraba como albañil en la Casa de la madre de la enamorada del hijo de este general cuyo nombre no recuerdo y seguramente la ciudadanía ha olvidado y más aún debe haber olvidado el trágico hecho.

El señor Lucar informó que al término de las investigaciones se probó que no fue un policía sino NUEVE policías-albañiles que asistían dos veces por semana a la casa de la persona mencionada ¿Qué sigue?  Nadie sabe, el policía-albañil está bien muerto y NO existe un solo “hugo guerrero garcía” que se preocupe de sancionar y reparar lo irreparable o por lo menos informar que se hace y cuanto falta para sentenciar la causa, que se ha hecho respecto del general y el USO ABUSIVO DE SU PODER que le ha costado la vida a un inocente que laboraba sin protección alguna porqué se lo habían ordenado y porqué deseaba ganarse la “buena voluntad” del todopoderoso general, lo son todos en realidad y algunos más o menos abusivos que el investigado.


Es este un ejemplo más de  los gobernantes peruanos y el poderío asociado a ellos, demostrando que,  cuando se tienen tan sucias las manos y el alma, carecen de autoridad moral para criticar lo que sucede en Naciones vecinas y amigas con las que nos unen la historia, el territorio, la lengua, costumbres y aspiraciones de despojarnos del yugo del dinero convertido en poder.

No hay comentarios: