Los baños Termales en Roma

Roma, Historia y Cuna del Derecho

martes, 14 de marzo de 2017

PANAMERICANOS 2019


No han sido pocas las voces que pidieron al gobierno  -mucho después que la Sede de los Panamericanos fuera obtenida por el Perú- que  renunciara a organizarlos, las razones fueron las mismas que hoy se invocan, esta vez, además, reforzadas por la penosa situación por la que atraviesa el querido norte peruano y los daños que las lluvias también  han ocasionado tanto en el centro como en el Sur del Perú.

Si le preguntáramos a los ciudadanos de las regiones  afectadas que  el Perú ceda la organización de  los Juegos Panamericanos para dedicar todo ese dinero (más o menos 4,500 millones de soles) a la reconstrucción de sus ciudades sin la menor duda responderían que están de acuerdo, razón no les falta.

Muy bien, analicemos el asunto ¿Quién ha sugerido o insistido en tal propuesta en la hora actual?, nada menos que Roque Benavides Ganoza, millonario empresario cuya vida es tan, pero tan pobre que sólo piensa en dinero aunque cubra con un manto de solidaridad su propuesta.

Cuatro mil quinientos millones ¿en que se invertirán? En Infraestructura deportiva principalmente, los que ven la vida con anteojeras ni más allá de su nariz, dirán, como ya lo declararon en la primera oportunidad, poniendo como ejemplo a Brasil y sus recientes Olimpiadas sin siquiera conocer la realidad  del gigante  sudamericano, ¿para  qué invertir en deporte si somos malos y  luego de los juegos pasarán a ser elefantes blancos sin ninguna utilidad futura?.

Si se invierten en la reconstrucción de Piura, Chiclayo, Lambayeque, Talara, se reparan puentes y se mejoran los servicios de agua y desagüe ni siquiera obras nuevas para ampliar tales servicios, sino para reponer las tuberías que ya no sirven para nada, es decir, después de tales arreglos la situación NO habrá cambiado nada, pero los habitantes de esas ciudades vivirán más tranquilos esperanzados en que la nueva temporada de lluvias nunca más o por lo menos en los siguientes  50 años no les ocasionarán problemas. Pregunta ¿Mejoró el Perú? La respuesta fluye cristalina NO.

La mayor preocupación del Presidente Constitucional y decisivo ofrecimiento de campaña ha  sido dotar al Perú de una red de agua y desagüe hasta donde la naturaleza y nuestra geografía lo permitan, ESE ES UN AVANCE y nadie que tenga algo de cerebro lo podrá discutir,  la fatalidad (no tanta si sabemos que la temporada de lluvias y el niño cuando ocurre demanda de los gobiernos las acciones de prevención para mitigar sus efectos) permitirá que el plan de  la actual administración amplié su beneficios pues dotar del servicio de agua y desagüé donde el líquido elemento no llega importará NECESARIAMENTE el cambio de viejas tubería para sustituirla por el nuevo volumen que soportarán, por otro lado, tal empeño requiere según he leído de las declaraciones de PPK y los técnicos de más o menos 50 mil millones de soles, en pocas palabras, 4,500 millones de soles no son ni el 10% del presupuesto necesario que necesita el Ejecutivo, ceder la organización de los Panamericanos SERÍA UNA VERDADERA DESGRACIA ¿Por qué?

Desde luego  es necesaria la reconstrucción de las ciudades afectadas pero ceder la organización de  los Panamericanos NO es la respuesta.

Son muy escasos los éxitos a nivel internacional obtenidos por el Perú a nivel deportivo, fomentar el deporte es una tarea prioritaria en mi concepto y muy importante para PPK.

La infraestructura construida después de los juegos será ALTAMENTE BENFICIOSA para la juventud peruana, planes para su aprovechamiento tienen que haber formado parte de la organización de los juegos.

Realizar los Panamericanos en momentos de dolor revalora al Perú más que cualquier mentirosa estadística de haberse reducido la pobreza, avalada por organizaciones creadas para reforzar la mentira.

El gobierno dispone de dinero para la reconstrucción sin afectar los juegos no sólo es un compromiso de Estado, con sus pares sino y especialmente la revaloración de nuestra juventud.

LOS PANAMERICANOS DEBEN IR, NO REALIZARLOS SERÁ UNA MUESTRA DE PROFUNDOS DESENCUENTROS INTERNOS QUE NO LE HARÁN BIEN A NUESTRA NACIÓN. 


No hay comentarios: